Terapia individual con adultos

Así como en la terapia de Pareja o Familiar se trabajarán más los aspectos relacionales entre los miembros de una familia/pareja, en terapia individual se trabajarán además aspectos de mayor profundidad del mundo interno del paciente. Sin olvidar, sin embargo, el contexto en el que se desenvuelve la persona y las reacciones del entorno al cambio individual. 

En la primera sesión la persona expondrá qué es lo que le trajo a terapia y desde ahí, y en las próximas 3 o 4 sesiones, se hará una evaluación para poder establecer qué es lo que le sucede al paciente, así como el mejor modo de abordarlo. 

Mi método de trabajo es la palabra, es en el diálogo con un otro que la persona puede tener el espacio para expresar aquello que probablemente nunca ha dicho. En este clima de respeto e intimidad, la persona puede movilizar, tomar consciencia y elaborar conflictos internos que le permitan seguir desarrollando sus potencialidades. ES EN ESTE ESPACIO QUE PODRÁS CRECER: ABONAR, REGAR Y DESARROLLAR TU PROPIA PLANTA INTERIOR.

Se harán uso de materiales inconscientes como los sueños que nos permitan ir analizando como el sujeto vive su mundo interno. Relacionarse con los sueños nos permite acceder no solo a deseos, sino también a complejos, a aspectos sombríos, a potencialidades no desarrolladas, a todo el mundo subjetivo del paciente, tal y como el inconsciente decide presentarlo. Suele ser una herramienta de gran ayuda para ir marcando los propios ritmos de la terapia. Desde la psicología Junguiana, se cree en el aspecto autorregulador de lo inconsciente, así como en su aspecto sanador, siempre y cuando decidamos escucharlo. Es allí donde lograremos encontrar los mayores tesoros, nuestra anhelada individualidad.

También nos valdremos de otras herramientas creativas que puedan sintonizar con el paciente, como el dibujo, la escritura, la escultura o cualquier otro medio con el que el paciente se sienta cómodo…El objetivo es desbloquearse y desarrollarse con herramientas que fomenten salidas alternativas a los conflictos. Como decía el famoso psicoanalista D. W. Winnicott “es en el juego que el niño o el adulto como individuos son capaces de ser creativos y de usar el total de su personalidad, y solo al ser creativo el individuo se reconoce a sí mismo”

También se podrán usar otras técnicas como la Caja de Arena (técnica junguiana de gran profundidad), técnicas de psicodrama etc…En cualquier caso, y como decía Carl Gustav Jung: “Conozca todas las teorías, domine todas las técnicas, pero al tocar un alma humana sea apenas otra alma humana”. La humildad y el respeto son los ingredientes alquímicos que en la relación paciente-terapeuta nunca deben de faltar.

Durante el proceso terapéutico el paciente irá fortaleciendo el terreno donde pisa, robusteciendo su roca interior y favoreciendo una experiencia interior más estable. En las poéticas palabras de la psicoanalista junguiana Marie-Luoise von Franz, el terreno solido donde uno hace pie se va fortaleciendo y lentamente se convierte en algo sólido, de modo que uno tiene cada vez más la sensación de que probablemente nada de lo que pueda venir volverá a destruirlo…”

Contáctame

Para plantearme alguna cuestión o concertar una cita, no dudes en llamarme. Te atenderé lo antes posible, sin ningún compromiso.

Puedes contactarme por teléfono, email, o exponer tu asunto rellenando el formulario de contacto.

636 554 342

consulta@psicologarocio.com